El general Wesley Clark, político y antiguo general de las Fuerzas Armadas de EEUU: “Nuestros aliados y amigo s crearon el Estado Islamico para luchar contra Hezbolá”

Clark: “Nuestros aliados y amigos crearon el EI para luchar contra Hezbolá”

Wesley_Clark

Fuente: spanish.almanar.com.lb

El general Wesley Clark, político y antiguo general de las Fuerzas Armadas de EEUU, ha declarado en una entrevista con la cadena norteamericana CNN que “(la organización terrorista de) el Estado Islámico fue creada gracias a la financiación de nuestros amigos y aliados… con el fin de luchar hasta la muerte contra Hezbolá”.

Las declaraciones de Westley siguen a otras de los dirigentes israelíes, que afirman que la principal amenaza para la seguridad de Israel proviene de Irán, Siria y Hezbolá, y no del EI o Al Qaida, informa Non Aligned Media.

En otros términos, el objetivo principal de crear el EI, según Clark, fue la de garantizar la seguridad de Israel frente a Hezbolá, su principal bestia negra.

Las declaraciones de Wesley vienen a confirmar también las acusaciones iraníes, iraquíes y sirias, según las cuales el EI fue creado por la CIA y otros servicios de inteligencia.

Conviene recordar en este contexto la gran cantidad de municiones estadounidenses lanzadas por aviones al grupo takfiri durante los combates entre el Ejército y las fuerzas populares iraquíes.

El general Wesley Clark es el antiguo dirigente del Mando Europeo de EEUU, que comprende todas las actividades militares norteamericanas en los 89 países y territorios de Europa, África y Oriente Medio.

Por otro lado, él fue comandante supremo de los aliados en Europa (SACEUR), lo que le otorgó el mando total de las fuerzas de la OTAN en Europa de 1997 a 2001.

Junto a la amenaza a Venezuela: EEUU aprueba nueva ayuda militar a terroristas sirios en contra del legitimo presidente sirio Bachar al-Assad

Asunto: Junto a la amenaza a Venezuela: «EEUU aprueba nueva ayuda militar a terroristas sirios en contra del legitimo presidente sirio Bachar al-Assad»

EEUU anunció el viernes que destinará 70 millones de dólares adicionales en ayuda militar no letal para los grupos que integran la denominada “oposición moderada” que intenta derrocar por la fuerza al gobierno del presidente sirio Bashar al-Assad.

La propuesta, en la cual ya trabaja el Congreso, incluye la entrega de 25 millones de dólares para «mejorar las capacidades operativas» con el objetivo de combatir «tanto al Gobierno sirio como a los grupos extremistas», indicó un comunicado del departamento de Estado.

Agregó que la partida incluirá fondos en materia de seguridad digital y para «promover y facilitar herramientas que sirvan a periodistas, activistas y miembros de la sociedad civil para establecer redes de comunicación e intercambio de información», acciones enmarcadas en la Guerra no Convencional que la Casa Blanca desarrolla con vistas a desacreditar a las autoridades de Damasco.

Con esta suma, Washington habrá empleado cerca de 400 millones de dólares para respaldar a la oposición del gobierno de Bachar al-Assad desde el inicio de la crisis, en marzo de 2011, explicó este viernes el secretario de Estado adjunto, Tony Blinken, durante un evento para recordar el cuarto aniversario del conflicto que ha cobrado la vida de cerca de 200 mil personas, según cifras de la ONU.

A inicios de 2014, el Congreso estadounidense aprobó en secreto el envío de armas y ayuda financiera a las bandas armadas que pretenden derrocar por la fuerza al gobierno sirio.

La asistencia incluyó varios tipos de cohetes antitanques, municiones de infantería y otros abastecimientos indispensables para las acciones de los llamados «sectores moderados» dentro de los grupos subversivos del país árabe.

En febrero, el presidente Barack Obama pidió formalmente al Congreso autorización para combatir al Estado Islámico (EI), ente fundamentalista que mantiene bajo control territorios de Siria e Iraq.

El pedido militar de Obama es visto en Damasco como un intento ilegal de intervención en los asuntos internos del país, y las autoridades sirias han ratificado que cualquier acción, prolongada o no, será inaceptable y tendrá una respuesta inmediata.

Estados Unidos debe trabajar para erradicar el terrorismo y no impulsar operaciones inútiles que fortalecen la escalada violenta que pone en peligro el futuro de Siria, afirmó el vicecanciller de ese país Faisal al-Mekdiad.

Washington debe entender que el mundo ha cambiado y que ningún país tolera violaciones a su soberanía, subrayó al-Mekdiad a la cadena multinacional de noticias TeleSur.